“Luces de Otoño. La percepción del cambio”.

Taller monográfico sobre EL PAISAJE   // Horario: 10,00 a 13,30 y de 17,00 a 20,30 h  

Día: 6, 7, 8, 0ctubre 2017 / Lugar: Valdelarco (Huelva)  EN EL CENTRO VALDELARTE

 Conductoras: MAGDALENA BACHILLER y   MARTA VIGUERA.

Precio x persona: 120 € – Incluye alojamiento compartido, desayuno y cena de bienvenida.

 

Propuesta de taller de 3 días en dos sesiones (mañana y tarde) dedicado a analizar e interpretar el momento especial del otoño y sus características luces como transición entre la explosión estival y el letargo del invierno.

 Con esta actividad pretendemos:

–              Partiendo esta idea conductora, se intentará acercar al alumno a representar el paisaje conectando emocionalmente con su percepción, proporcionando conceptos clave que le ayudarán a descubrir diferentes registros de expresión.

–              Los alumnos podrán utilizar los materiales pictóricos y técnicas que deseen en cada momento según sus intenciones creativas, siendo el material a cargo de cada alumno.

Plan de trabajo:

DIA 6    

-18.00 h. Presentación del curso a cargo de Verónica Alvarez, Directora de Valdelarte.           

_18,45 h. Realización de apuntes con las últimas luces de la tarde en el entorno de Valdelarte

_20.30 h. Cena

_Puesta en común y presentación por parte de cada uno de los alumnos de sus motivaciones, objetivos e inquietudes e impresiones referidas al primer encuentro con el paisaje en la tarde.

Día 7

 -9’30 h. Salida al campo. Breve caminata a pie.

Durante el recorrido los alumnos comenzarán a conectar con la naturaleza y a reconocer el lugar. Elegirán su espacio en total libertad para realizar diferentes apuntes haciendo hincapié en la conexión emocional con el entorno.  Como ejercicios del día se trabajará sobre determinados conceptos que ayudarán a profundizar la visión personal de cada alumno. Las estructuras y composición aplicadas a la idea de lo Macro y Micro en la naturaleza, las escalas, el color de la estación, el gesto.

– 14,00 h. ALMUERZO LIBRE

– 17,00 h. Cambio de espacio y de hora de luz. Continuamos con la dinámica comenzada en la mañana, alternando ejercicios y conceptos.

– 20’30 h. Cena.

_ Puesta en común, tertulia , en base a las impresiones y trabajos del día por parte de cada uno de los alumnos.

_Si hay cabida, las conductoras, Magdalena Bachiller y Marta Viguera, expondrán su visión y trayectoria en torno al Paisaje.

Día 8

-10,00 a 12.30 h. Vuelta al campo, en entorno de Valdelarte. Apuntes rápidos. La herramienta propuesta es el trabajo a partir de conceptos enfrentados u opuestos. Luz-oscuridad, potente-débil, vida-muerte, vital-decadente….

– 12’30 h. Puesta en común de los trabajos realizados. Conclusión del taller por parte de cada uno de los alumnos. Qué hemos aprendido. O qué nos llevamos con nosotros pueden ser las cuestiones.

– 14’00 h. ALMUERZO y DESPEDIDA común (podéis traer cada uno algo, y compartimos)

Tarde libre para quienes quieran pintar al natural en Valdelarte.     

         CONOCER EL OFICIO del artista del PAISAJE- ACTION PAINTING EN PLENA NATURALEZA

 “¿no es ya el paisaje una especie de dios, sabio ordenador sin religión necesaria? Hacer de la naturaleza el símbolo que Dios muestra a los hombres para reunirlos no equivale a sacralizarla. El paisaje, por el contrario, es un favor sin causa y sin objeto, el libre favor de una belleza pura, vaga, de una presencia armoniosa sin concepto. Cuando toma a veces un sesgo religioso o laborioso, cuando describe los trabajos del campo o bien se lanza hacia el mar o hacia el cielo, en un asalto sublime, puede estarse seguro de que nos hallamos ante un espacio geográfico vivo, activo, que recuerda la necesidad de los hombres o bien, con el pretexto artificioso de un espacio geográfico desarraigado, que se dirige más al alma que a los sentidos: en suma, ante un infra paisaje o un supra espacio geográfico. Ahora bien, para que aparezca un auténtico paisaje asentado sobre tierra firme no hay que disociar esta díada casi contradictoria del espacio geográfico y el paisaje. Su formato idóneo se opone a la marina y al retrato. Su equilibrio no expresa en absoluto ni la des-mesura de la extensión marítima (que se derrama con amplitud infinita) ni la desproporción provocada por la verticalidad que domina el retrato, como un más allá del mundo físico- el formato del retrato permite evocar la proporción del espacio gótico. En cambio, el paisaje tiene que permanecer en la circunspección de un espacio geográfico y de una tierra. Por esto es por lo que el verdadero paisaje es bello. Es la visión estética desinteresada de un espacio geográfico, de una residencia autárquica, protegida, apacible, orden sin finalidad externa. Así pues, las formas de representación sublime del paisaje señalan más bien su fin. Anuncia su próxima muerte en una subjetividad convertida en argumento esencial de la representación. El paisaje sublime es la forma histórica principal de su decadencia. Se convierte entonces en un pretexto para contar una historia que lo trasciende. Otra forma, su ocaso es su confusión.

Cualquier duda llamar al 669577523