portada

TRÁNSITO – Intervención Enero 2017

Los cuadros de Lal-le están pintados desde el umbral, en un espacio de dintel, en una especie de pórtico desde el cual se puede pintar. Pero con la intención de adentrarse en un fondo, en un camino que conduce a un sitio donde ya no es posible pintar, pero que él pinta y crea, intuye ese espacio infinito cuyo límite es la NADA que también es.

Laureano Gómez Moya (padre del artista)

Infinito, Nada, Todo y Realidad que de una u otra manera recurrente se encuentra en la obra de este artista. Traspasar la realidad, introducción a la esencia del bosque, una invitación intima basada en la memoria infantil, en las entradas o zaguanes autóctonos, de las casas u hogares serranos. Provocar la llamada ancestral de la cueva.

Lal-le’s paintings are painted from the threshold, in a lintel space, on a kind of porch from which to paint. But with the intention of entering a background, on a path that leads to a place where it is no longer possible to paint, but which he paints and creates, intuits that infinite space whose limit is NOTHING that is also.
Laureano Gómez Moya (father of the artist)
Infinity, Nothing, Everything and Reality that in one way or another recurrent is found in the work of this artist. To transfer reality, an introduction to the essence of the forest, an intimate invitation based on the infantile memory, in the entrances or autochthonous, of the houses or homes «serranos». To provoke the ancestral call of the cave.

V.A.

Poema de Pilar Mendoza Ponce

 

También te puede gustar:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *